Últimas entradas
Herramientas para marketing online

En los artículos anteriores de esta serie sobre marketing jurídico online veíamos la importancia de tener presencia en Internet que resolvíamos con la creación de un sitio web para todo abogado y ciberabogado o para cualquier despacho de abogados. Llegados a este punto y con el sitio web listo y publicado, ¿cual es el siguiente paso?

Como ya habrás podido imaginar, con tener tu sitio web en Internet no es suficiente. Es necesario realizar más acciones, como publicitarlo, darlo a conocer, promocionarlo, difundirlo y, sobre todo, cuidarlo y actualizarlo. Para todo ello, existen unas cuantas herramientas de marketing online que te harán más fácil y sencillo todo este trabajo.

Antes de seguir, deseamos recalcar que debido al gran uso de Google en España (más del 90% de los usuarios de Internet en España utiliza Google para buscar en Internet) nos centraremos en herramientas y acciones basadas en este buscador.

En este artículo y en los siguientes, te daremos a conocer las diferentes herramientas online más importantes para la labor de marketing jurídico online para tu web. Así que, toma nota y presta atención, que comenzamos…

1- Indexación de tu sitio web

Esta es, sin duda, la primera acción que debes utilizar nada más acabar y publicar tu sitio web. Consiste en notificar a Google que tu web existe ya en Internet.

Google cuenta con unos pequeños programas informáticos denominados “arañas” que se encargan de rastrear todo Internet en busca de sitios web, a los que accede indexando toda la información que encuentra en ellos y guardándola en su base de datos. Esto hace que, después, cualquier usuario que usa el buscador de Google pueda encontrar la información sobre cualquier sitio web, previamente indexado y almacenado.

Dichas “arañas” rastrean y visitan webs conforme van encontrando enlaces publicados en las mismas webs que visitan, y que apuntan y dirigen a otros sitios web, siguiendo así infinitos caminos enredados, enlace a enlace, web a web. Si quieres saber cómo funciona el buscador de Google por dentro, te recomiendo la interesante lectura de este artículo donde podrás conocer en detalle cómo funcionan las búsquedas de Google. Te aseguro que te sorprenderá gratamente.

Volviendo a tu web recién publicada, las “arañas” de Google no pueden rastrearla y mucho menos encontrarla porque no hay todavía ningún enlace que apunta a tu web y que esté ya publicado en otra web. Por lo tanto, nunca podrá ser encontrada por las “arañas de Google”. Entonces, ¿cómo se resuelve este asunto?

Herramientas de marketing online: Google Search Console
Herramientas de marketing online: Google Search Console

Es posible que pienses que puedes usar la web de un amigo, de un familiar, o, incluso, de otro abogado o despacho, para poner un enlace a tu web. Podría valer, sí, pero puede resultar peligroso si no conoces el estado de esa web y cómo la considera Google (buena, mala, nociva, etc…) Mucho cuidado, porque puede perjudicarte. Desde mi punto de vista como profesional del SEO, no recomiendo la creación de enlaces en otras webs sin un análisis previo bien meticuloso de la web donde se desea poner el enlace.

Para evitar estos riesgos, Google, que siempre piensa en todo y va un paso por delante, pone a tu disposición la herramienta Google Search Console (antiguamente denominada Google Webmaster Tools – Herramientas para desarrolladores). Es el lugar donde se centraliza la indexación, el tráfico y otros muchos más aspectos de tu web dentro de Google.

En este artículo que estás leyendo no voy a profundizar más en el uso y configuración de esta herramienta, pues ya existen en Internet numerosos artículos y tutoriales que se encargan de ello. Te recomiendo uno de los mejores sobre el tema, donde encontrarás todo lo que necesitas saber: Guía completa de Google Search Console (antes Google Webmaster Tools).

2- Promoción de tu sitio web mediante anuncios o banners

Una de las primeras técnicas de publicidad en Internet cuando todo este mundo online empezó a revolucionarse consistía en la creación y publicación de anuncios que se ubicaban en las webs. Al comienzo fue la principal y casi única modalidad de publicidad online, pues simplemente se basó en traspasar el marketing tradicional, el de toda la vida, al marketing digital. Y los anuncios en forma de texto o imagen era lo más sencillo y rápido de traspasar.

Hoy en día todavía se utilizan, y no se vislumbra una desaparición de esta modalidad de publicidad en Internet. Sí que es cierto que ha evolucionado y ha mejorado con los avances tecnológicos, pero la base, el contenido en sí, sigue siendo el mismo: un anuncio que capte la atención del usuario para que haga clic en él.

Pero, ¿qué es un anuncio o banner? Se trata de un espacio visual cuyo contenido y diseño destaca entre el resto de contenidos de la página que lo contiene, con el único objetivo de llamar la atención del visitante de la página y captar su interés para que haga clic. El clic del usuario le redirigirá a otra web donde allí ya el anunciante le ofrecerá aquello que le interese: una venta, una suscripción, una visita, etc.

Trasladándolo al mundo físico, sería el típico anuncio que aparece en un periódico o una revista, anunciando un producto o servicio. Allí no es posible hacer clic, pero sí suele aparecer un teléfono, una dirección o un email donde el usuario puede contactar con el anunciante.

El tamaño del anuncio (anchura y altura) y la ubicación en la página donde se colocará son los dos factores más importantes a tener en cuenta. El tamaño porque cuanto más grande sea el anuncio, más probabilidades tiene de ser visto. Y la ubicación porque cuantas más visitas tenga normalmente la página donde se va a ubicar, también más probabilidades tiene de ser visto. Y en función de estos dos factores, se establece el precio por publicarse.

Ejemplo de banner
Ejemplo de un Banner que bien podría ser el de la web de tu despacho.

En este sentido, se suele pagar según su CPM, que no es otra cosa que el Costo Por Mil. ¿Mil qué? Mil impresiones, es decir, las veces que el anuncio se reproduce o se visualiza en la pantalla. Por ejemplo, si el CPM es de 10€, tu banner costará 10€ cada vez que se visualice 1.000 meces por pantalla. Por tanto, si la página donde está ubicado tu anuncio tiene 5.000 visitas al día, tenerlo allí te costará 50 € diarios.

Esta modalidad de pago por CPM no resulta económica, la verdad, y muy pocos se la pueden permitir. Una alternativa es encontrar webs que en vez de esta modalidad tenga otro tipo de modalidad muy extendida últimamente, que no es otra que la de alquilar un espacio en la web.

Consiste en que tu pagas al propietario de la web una cantidad fija al mes por alquilarle un espacio en su web, donde ubicarás tu anuncio. El tamaño de tu anuncio y la ubicación determinarán el coste de igual manera, pero te aseguras que pagarás una cantidad fija cada mes por mucho que se disparen las visitas de la página donde se ubica tu anuncio.

Al gasto mensual que supone que tu anuncio se vea en la web o webs (porque puedes contratar las que quieras con quien quieras) debes añadir el gasto de su diseño y contenido, si no te crees capaz de diseñar tú mismo el anuncio.

En Juristas con Futuro intentamos ser más prácticos que teóricos en todo aquello que conocemos profundamente, con el objetivo de ayudarte en todo aquello que necesites. Y esta vez no va a ser una excepción. Si deseas crear tus propios banners para la web de tu despacho y ahorrarte así un dinero, aquí te dejo una pequeña lista de herramientas online para crear tus propios banners con un estilo muy moderno y creativo:

3- Promoción de tu sitio web a través de Google AdWords

Google AdWords es el servicio de publicidad por clic de Google. Al contratarlo, tu anuncio aparece en todas aquellas webs que Google tiene indexadas y que están relacionadas temática y semanticamente con el contenido de tu anuncio, en función de una serie de parámetros y palabras clave. Trasladándolo al mundo físico, sería el equivalente a los típicos anuncios por palabras que se contratan en revistas y periódicos.

No es una modalidad barata. Se paga por cada uno de los clics que los usuarios hagan en el anuncio. El coste de cada clic se calcula en función de la competencia que tenga la palabra o palabras clave por las que deseas que se promocione tu anuncio. A mayor competencia, más caro es el clic.

Por ejemplo, si el clic cuesta 0,25 € y en tu anuncio se han hecho 100 clics, deberás pagar a Google 25 €. Ahora bien, imagina que esos 100 clics se han hecho sólo en una hora. ¿A cuánto te sale al día? ¿Y al mes? Para evitar este desmesurado gasto, AdWords te da la posibilidad de establecer un límite presupuestario mensual, que cuando se alcanza, el anuncio deja de verse, hasta el mes siguiente, donde el contador de clics se reinicia a cero.

Como puedes observar, los anuncios de Google AdWords resultan caros en la mayoría de los casos, aunque siempre depende de lo que cada clic te revierta en función de su inversión. Google AdWords resulta muy efectivo para campañas puntuales o temporales con las que se desea dar a conocer de forma rápida y masiva un producto o servicio.

No dejes de visitar este mini curso sobre cómo sacar rendimiento a Google, donde se profundiza en la herramienta de Google AdWords para promocionar y relanzar tus productos o servicios. Sirve para cualquier negocio o profesional, incluso para un despacho de abogados.

Llegados a este punto, con la utilización de estas 3 herramientas ya habrás hecho la parte más importante tras haber publicado la web de tu despacho: darla a conocer. De este modo, empezarás a observar como Google ya indexa todo el contenido de tu web y las primeras visitas comenzarán a llegar.

Sentirás una gran cosquilleo y una enorme satisfacción conforme las primeras visitas llegan. Eso es normal. Al principio serán escasas, pero no te preocupes, el viaje acaba de comenzar. Recuerda que lo que buscas son clientes, no visitas a tu web. Pero cuantas más visitas tenga tu web, mayor probabilidad tendrás de conseguir clientes.

Y mientras Google se encarga de indexar tu web y sus contenidos; mientras las primeras visitas van llegando, en ese espacio de tiempo que puede durar un par de semanas o un mes, hay algo que no puedes olvidar…

ANEXO: no te olvides del marketing tradicional

Cuando muchos se sumergen en el profundo y apasionante mundo del marketing digital y online, dejan de lado el marketing clásico y tradicional, el de toda la vida. El marketing online es tan apasionante que absorve y nubla las viejas tareas que el marketing pre-digital precisaba. Y es que, el marketing de siempre, sigue funcionando y debes también aprovecharlo. ¿Cómo?

Ya tienes lista y publicada en Internet la web de tu despacho, ¿no? Pues promociónala y darla a conocer también a través de los medios y canales tradicionales. Veamos unos claros ejemplos que te serán muy fáciles y sencillos de aplicar:

  • Seguramente, como profesional del Derecho que eres, tendrás unas tarjetas de visita que vas repartiendo a clientes o a potenciales clientes. Incluye la dirección de tu web en la tarjeta de visita, así conseguirás que todo aquel que se interese por tus servicios pueda visitarla e informarse más detalladamente de lo que puedes ofrecer.
  • Supongo que también tendrás un correo electrónico profesional (tuyo o del despacho) con el que te comunicas con muchísima gente. Es muy probable que tengas una firma ya puesta (si no la tienes, créala en pocos segundos) con la que firmas tus emails. Pues bien, añade en tu firma de correo electrónico la dirección de tu web en forma de enlace, de tal forma que quien reciba tus emails sepa que tienes una web y que haciendo clic en tu firma podrá visitarla.
  • ¿Elaboras presupuestos a tus potenciales clientes? Añade la dirección de tu web en el presupuesto, en la zona donde aparecen tus datos. Así, el posible cliente puede obtener más información sobre ti si tiene alguna duda con el presupuesto. Te aseguro que es un paso previo que hacen muchas personas (el visitar la web) antes de realizar la llamada.
  • Como buen profesional que eres, también emitirás facturas a tus clientes. Añade la dirección de tu web en la factura, en la zona donde aparecen tus datos. De este modo, estás dando más opciones al cliente para contactarte por si surgiera algún problema con la factura.
  • Merchandising. ¿Tienes bolígrafos, folios, carpetas, sobres, etc… con tu logo o nombre? La próxima vez que encargues algo, añade también la dirección de tu web cuando sea posible.
  • En toda la publicidad tradicional que hagas (prensa, radio, televisión, cartelería, etc.) añade siempre la dirección de tu web. Con esto conseguirás que las personas que reciban tu publicidad podrán visitar tu web para obtener más información sobre ti y sobre tus servicios.
  • Notifica al colegio de abogados de tu ciudad o comunidad autónoma la dirección de tu web. Todos los colegios de abogados tienen un directorio con datos de abogados y de despachos de abogados. Por lo tanto, si junto a tu nombre o al de tu despacho sale también la dirección de tu web, mucho mejor.

Herramientas marketing online: tarjeta de visita

Sobre todo, debes tener en cuenta que tu web juega el mismo papel que pude hacer tu número de teléfono: es una forma más de conocer a qué te dedicas y de contactarte. Así que siempre, siempre, facilita la dirección de tu web como un dato más tuyo.

Existen más herramientas de marketing online con las que promocionar y empezar a amortizar la web de tu despacho. En los próximos artículos de esta serie sobre marketing jurídico online veremos muchas más, así que permanece atento a este blog o, simplemente, suscríbete para no perderte ni un sólo contenido más.

Gracias por tu lectura.

Herramientas para marketing jurídico online (1ª parte)
5 (100%) 1 vote
Herramientas para marketing jurídico online (1ª parte)

Un artículo de Oscar Domínguez Merino

Informático, Programador y Diseñador Web. Especialista en Posicionamiento SEO, Marketing Online y Comercio Electrónico. Soy el responsable de que este sitio web funcione, luzca tal como es y presente el contenido informático que esperas.


Licencia de Creative Commons Artículo bajo licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.
"NO REPRODUZCAS SIN CITAR LA FUENTE"

Querido lector: dispones del permiso del editor de Juristas con Futuro y del mismo autor de este artículo para reproducir todo o una parte del mismo, siempre que cites la fuente de origen y que no consideres importante que Google penalice tu web por tener contenido duplicado. Así que, simplemente copia lo siguiente:

Oscar Domínguez Merino. Herramientas para marketing jurídico online (1ª parte) [online]. Juristas con Futuro. 27/02/2017. http://www.juristasconfuturo.com/marketing-juridico/herramientas-para-marketing-juridico-online-1/. Consulta: [indicar la fecha en que has consultado el artículo]

Compruebe plagio

Etiquetado en:

3 thoughts on “Herramientas para marketing jurídico online (1ª parte)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.